14.10.09

Luz, fuerza y opacidad

Por Alberto Serdán Rosales


Para @pilartg, @macosta5811 y @antoniomarvel por sonsacadores.


La liquidación de Luz y Fuerza del Centro (LyFC) ha generado una efervescencia tal que recuerda la polarización vivida en 2006: lenguajes violentos y descalificatorios; mensajes descontextualizados, sesgados y maniqueos.

En medio de la gritería, me di cuenta que no tenía opinión: ¿el sindicato es tan diabólico como lo pintan? ¿las cifras del gobierno son correctas? ¿no se había tardado el gobierno en intervenir dado que el servicio de LyFC es tan malo? En medio, la polarización que nubla el juicio basado en evidencias. Las emociones y prejuicios supliendo a las ideas. Ruido. Estruendo.

Me espantó que en algo tan claro para muchos (cualquiera que sea el bando), yo no tuviera opinión. ¿De qué me perdí?

Me di cuenta que no tenía información. Fuera de lugares comunes, me di cuenta que no tenía información para emitir una opinión razonable. Del sindicato uno no espera mucho, son opacos, punto. Del gobierno, uno espera más; no sólo porque tiene una maquinaria para generar datos, cifras, estadísticas, sino porque es su obligación legal rendir cuentas de sus decisiones ante la ciudadanía y ante otros poderes.

Una decisión tan importante para el país (dada sus implicaciones políticas) debe tener un documento que la respalde. Una suerte de biblia reveladora de la luz y la verdad sobre LyFC. Un ejercicio de transparencia que permitiera a los mortales que no sabemos nada de electricidad, tener la certeza de que la decisión del gobierno es la correcta.



Así, me enfrasqué con una obsesiva pregunta ¿el gobierno justificó plenamente en un documento oficial la liquidación de LyFC? La respuesta la da el escueto “Decreto por el que se extingue el organismo descentralizado Luz y Fuerza del Centro” del sábado 10 de octubre de 2009 donde el gobierno federal concluye que ante la "comprobada ineficiencia operativa y financiera [de LyFC, ésta] debe extinguirse". El documento da varias cifras y todas parecieran contundentes: LyFC es un desastre.



Entonces vino mi segunda pregunta: si LyFC es un desastre ¿en qué documento oficial el gobierno advertía de ello? Una suerte de “si no corregimos el rumbo, LyFC tiene que cerrar”. Por documento oficial, en concreto, me refiero a aquél en el cual el gobierno rinde cuentas de sus decisiones a otro poder (específicamente el Legislativo) como la Cuenta Pública o el Presupuesto de Egresos de la Federación bajo una lógica sencilla: estos documentos tienen indicadores de desempeño de las dependencias, si LyFC iba tan mal, seguro ahí lo veríamos; la segunda razón es que si LyFC recibe presupuesto, lo menos es que el gobierno justifique para qué quiere ese dinero (y seguro ahí vendrían signos de desastre).

Mi primer lugar de búsqueda fue la página de LyFC (http://www.lfc.gob.mx/). Sin embargo, el gobierno había quitado todo rastro de datos y estadísticas y documentos y diagnósticos el domingo mismo. Sólo hay mensajes para los trabajadores para que acepten las condiciones del gobierno y alguna orientación al público usuario del servicio. Nada más.

Entonces leí los documentos presupuestarios del 2008 a la fecha y ahí no vi la información que justifique la liquidación de LyFC. Encontré otras cosas. Por ejemplo, contrario a lo que imaginé y escuché en discursos y mensajes, el dinero de los impuestos que el gobierno da a LyFC para subsidios no van a parar directamente a los "trabajadores privilegiados" del Sindicato Mexicano de Electricistas (SME), más bien son recursos que transfiere para que LyFC le compre electricidad a la Comisión Federal de Electricidad (CFE) (véase, página 7). Esto se debe a que la energía que genera LyFC no alcanza para abastecer a la gran demanda de Puebla, estado de México, Hidalgo y el Distrito Federal, la cual es su área de operación.

Lo segundo que me encuentro es que en el Estado de Ingresos de LyFC el rubro de ventas está en negativo (OJO -no es lo mismo que la resta de ingresos menos egresos). ¿Cómo va a ser que LyFC venda “en negativo”? Ahí no tiene nada que ver la productividad de LyFC ni el “despilfarro” de sus trabajadores. La respuesta está en los subsidios eléctricos. Entonces me entero que éstos se distribuyen en 59% para usos industriales; 22% para casas; 19% a comercios y servicios, y 0.2 usos agrícolas. Es decir, casi 8 de cada 10 pesos de esos subsidios van a dar a las empresas, mientras que 2 de cada 10 consuela a las familias.

Por otro lado, no vi nada raro en el Estado de Egresos excepto que LyFC “adquirió” energía por más de 60 mil millones de pesos la cual compró, naturalmente, a la CFE. Leí entonces en una columna de Bernardo Barranco que en 2004, LyFC compró la electricidad de CFE por 36 mil 367 y la vendió en 36 mil 485. En 2006, LyFC compró electricidad de CFE en 44 mil 107 millones y la vendió en 40 mil 627. En 2007, LyFC compró en 46 mil 343 millones y la vendió en 31 mil 663. Esos diferenciales de precios beneficiaron claramente a CFE que vendía la electricidad más cara de lo que LyFC la vendía los consumidores finales.

Entonces me surgió la pregunta ¿quién quebró a LyFC? Busqué en los indicadores de desempeño de LyFC plasmados en la Cuenta Pública de 2008, y nada. Busqué en su informe Análisis del Ejercicio del Presupuesto 2008, y nada. Busqué en el Proyecto de Presupuesto de Egresos 2010, en la Estrategia Programática de LyFC y nada; en la Estrategia Programática de la Secretaría de Energía, y nada. Nada que advirtiera que LyFC era un desastre. Incluso todo lo contrario, sus indicadores iban de maravilla como lo reportan en el 2o trimestre de 2009 en el Informe Trimestral sobre la Situación Económica, las Finanzas Públicas y la Deuda Pública (página 611 en adelante).

¿Entonces? Buscando en documentos oficiales donde por ley el gobierno debe rendir cuentas de sus acciones y propuestas no veo la información que justifique la liquidación de LyFC. Así que una de dos: o el gobierno miente en sus documentos presupuestarios (por no decir toda la verdad ahí) o ahora está mintiendo sobre LyFC.

Cabe esta última posibilidad porque uno de los argumentos del gobierno es que “los costos de Luz y Fuerza del Centro casi duplican a sus ingresos por ventas” (Decreto) y en cualquier lado se habla de la poca productividad de LyFC. Me metí a buscar las fórmulas con las que se calcula la productividad en CFE y LyFC y me encontré que el numerador para ambos casos es diferente ¿son comparables?

Para conocer las ventas totales por trabajador (y así conocer la evolución y tendencia de la energía eléctrica que se vende proporcionalmente por cada trabajador activo) la CFE divide las “ventas de energía eléctrica a los usuarios en los últimos 12 meses (año móvil) en diferentes voltajes, incluyendo ventas al público, el intercambio con LyFC y exportaciones de energía” entre el “promedio de trabajadores activos en los últimos de 12 meses (año móvil)”. Por su parte, el indicador de LyFC se calcula dividiendo las “ventas de energía eléctrica a los usuarios en los últimos 12 meses (año móvil) en diferentes voltajes, incluyendo ventas al público y la reventa a CFE” entre el “promedio de trabajadores activos en los últimos de 12 meses (año móvil)”.

Echando un ojo, me parece tramposa la forma en que miden la productividad en uno y otro caso al incluir para el de la CFE la exportación de electricidad. Distorsiona el ejercicio: las ventas que se tienen por exportación de electricidad son diferentes a las ventas para mercado interno (ahí hay subsidios). Dicho de otro modo, la electricidad que vende CFE a Centroamérica o Estados Unidos (incluso a la propia LyFC) es más cara que la que le vende a los usuarios que la consumen en México por los subsidios a la electricidad. Por otro lado, la electricidad que vende LyFC a los usuarios de Puebla, estado de México, Hidalgo y el Distrito Federal es mucho más barata y sus ventas, por lo tanto, son menores. Así, la productividad como la calcula el gobierno dividiendo ventas totales entre trabajadores es un cálculo sesgado pues mezcla peras y manzanas.

En cualquier caso ¿para qué es la información del desempeño que se presenta en el Presupuesto de Egresos y en la Cuenta Pública? ¿es adorno? Me parece que un elemento en la discusión es la rendición de cuentas: ¿dónde está el documento oficial que previo al decreto hablara del desastre de LyFC? ¿O qué otros problemas graves son escondidos ahora mismo? ¿Qué información tenemos para evitarlos? Y es que los problemas no salen de la nada y por la magnitud de las decisiones que se toman ¿por qué no dijeron nada antes a través de los canales legales en función de los cuales el gobierno está obligado a rendir cuentas?

Al final del día, la duda sigue sin responderse: ¿quién puso en riesgo la empresa: la política de subsidios eléctricos o los mentados privilegios? Si no hay un diagnóstico oficial que haya desmenuzado todas las posibilidades, me parece que la liquidación es arbitraria. Si de tajo iban a cortar a tantos trabajadores, lo que al menos se espera es que haya un documento con justificaciones claras. ¿Donde está el documento oficial donde señalaran problemas y propusieran soluciones antes de llegar al punto de la liquidación? Si LyFC era un desastre tan grande como lo pintan ¿qué documento oficial lo dijo con todas sus letras?

Finalmente, hay que dejar algo muy claro: censuro absolutamente los privilegios de los líderes del Sindicato Mexicano de Electricistas y censuro cualquier abuso que se haga con el dinero público. Pero también cabe precisar que las prestaciones de los trabajadores y los abusos de sus líderes son cosas completamente diferentes. Lo primero tiene que ver con derechos laborales, lo segundo con corrupción.

Hay muchos saldos de lo que está ocurriendo alrededor de la liquidación de LyFC. Para mí hay uno claro: no hay información, transparencia ni rendición de cuentas clara y oportuna.

18 comentarios:

  1. Este post ya es una referencia fundamental en el debate sobre la liquidación de LyFC. ¡Es invaluable e imperdible! ¡Felicidades!

    ResponderEliminar
  2. Anónimo4:32 a.m.

    Increible trabajo espero sigas asi, eso es poner las cosas claras, aunque suene que estas defendiendo, siento que es mas sano la manera en que lo presentas, no suena a la opinion de todos los comunicadores vendidos que ponen como ABSOLUTO lo que diga el gobierno, como si el gobierno nunca mintiera

    Felicidades

    ResponderEliminar
  3. Anónimo7:48 a.m.

    Si realmente se pusieran las cosas sobre la mesa de esta manera, este país seria otro, pero al gobierno le encanta la opacidad en la información y sobretodo ya aprendió a usar la propaganda, que no publicidad, para preparar el terreno y justificar sus actos. Y apoyados por los noticieros televisivos exacerbaron el odio al sindicato, y por eso les sale bien lo que hacen, volvemos al principio, falta de educación e información el problema de nuestro pueblo.

    ResponderEliminar
  4. Entiendo la mala informacion que maneja el gobierno pero tambien veo muchas anomalias generadas por el sindicato y no veo a ningun trabajor decir eso no era correcto yo deberia pagar mi luz se que son centavos pero no es correcto que sea ahora victimas y martires . Lo ideal seria tener toda la informacion activar esa empresa y genera ganancias

    ResponderEliminar
  5. alexitosr1:57 p.m.

    Interesante el hecho de que pongas la situación en cifras, lo que me parece sorprendente es el cinismo del presidente en aceptar que desde hace diez años existen los problemas financieros de esa entidad.
    DIEZ AÑOS y no pudieron encontrar a alguien que corrigiera el barco??????

    El siendo secregato de Energía, No estaba en condiciones de hacer algo????? o como que pa´que estuvo en ese puesto???? o es que el tampoco se dió cuenta de que lo habían contratado como secretario de energía (porque es un hecho que nosotros los simples mortales si nos dimos cuenta de que NUNCA SE OCUPÓ DE ESA RESPONSABILIDAD, y a pesar de ello cobraba su quincena y extras).

    Los trabajadores privilegiados por quién y por quí?????, OPPPSSS creo que veo a los mismos en ambas tricheras, la de "privilegiadores" y la de acusadores.

    Todo lo anterior quizá pueda considerarse intrascendente lo realmente trascendente y hasta atractivo es la forma en que esta actuando nuestro gobierno considerando la "comprobada ineficiencia operativa y financiera debe extinguirse" (luz y Fza del Centro), en consecuencia y midiendo con la misma vara y una vez "comprobada ineficiencia operativa y financiera" de nuestros "gobernantes", ¿tambien se deberán de extinguir???? DONDE FIRMO, TIENEN TODO TOTAL Y ABSOLUTO APOYO

    Me parece que este es el inicio de un conflicto que será harto interesante.

    Por cierto señor presidente y señores secretarios: armar todo su show bajo la cobija del futbol, pensar que ante un conflicto interno del gremio terminarían como super heroes, y hoy darse cuenta que se les esta haciendo calabaza el teatrito viendose entre ustedes con cara de WHAT no tiene precio Para todo lo demas existe masterCard

    ResponderEliminar
  6. Anónimo4:25 p.m.

    Estas haciendo fuera de la vasinica y lo unico que vas a lograr es confundir más a los que intentan encontrar una respuesta a esto.

    Por lo que sea, Luz y Fuerza era una empresa que causaba pérdidas al erario... por lo que quieras, creas, pienses, sospeches, etc.

    Para encontrarle justificación a su liquidación, no solo tienes que "estudiar" un bonche de PDFs, también tienes que tomar factores políticos y económicos ajenos a Luz y Fuerza, como lo es la crisis económica por la que aún pasa México, y todo eso se encuentra dentro del decreto que firmó el presidente. No ocupas buscar otro documento más. Allí esta todo. Si no encuentras datos que justifiquen lo que el decreto dice, pídelos... el gobierno te los puede dar en base a la ley de acceso a la información.

    La ineficiencia de Luz y Fuerza no viene de 3 o 4 años atrás, si quieres utilizar las cifras sobre transferencias de energía de CFE y sus costos.

    Solo tienes que ver, si es que alguna vez has viajado a otra parte del país, o conoces a personas que te puedan decir, que CFE ofrece desde hace añales mucho mejor servicio que el que ofrecía la extinta compañía, que tiene mejor tecnología, mejor instalaciones, mejor personal, que es una empresa de clase mundial y que muchos de sus centros tienen ISO-9000.

    ¿Por que Luz y Fuerza jamás se modernizó como lo hizo CFE? Eso no comenzó desde hace 5 años.

    Te toca ahora linkear a la información sobre que tanto dinero del presupuesto iba a dar al sindicato y a las pensiones, y bajo que contrato colectivo se trabajaba, y linkear a documentos que indiquen que tanto porcentaje del PIB de pérdida representaba seguir sosteniendo a dicha compañía, así como tomar en cuenta el momento político.

    Sólo así puedes ofrecer un estudio completo.

    @RodrigoBNO

    ResponderEliminar
  7. Anónimo5:01 p.m.

    Interesante el trabajo de investigación realizado. A este país, y a quienes vivimos en el, nos hace falta iniciativa para desarrollar criterio propio. Quizá muchos no poseamos datos duros de los balances que hoy, según el planteamiento que haces, no justifican el cierre de LyFC, pero desde mi punto de vista, no se necesitan tener más de 2 dedos de frente para saber que cuándo un empleado sindicalizado (hablo específicamente del caso de un familiar extrabajador de LyFC) es jubilado con $40,000 pesos mensuales por haber desarrollado el honroso trabajo de ir casa por casa a tomar el registro del medidor, definitivamente es que hay algo que está mal. No demerito el trabajo realizado con esfuerzo y pasión, pero si me parece desproporcionado. Casos como estos, en este y en otros sindicatos, hacen que me cuestione si habrá valido la pena haber estudiado y terminado una carrera, haber luchado por una beca para ir al extranjero a continuar con mi preparación, y regresar a mi país, para ganar menos de la mitad que recibe este pariente jubilado (obvio, un ingreso mensual al que todavía hay que restarle el pago de impuestos). Me gustaría aclarar que lo que acabo de escribir de ningún modo tiene la intención de "sacar traumas", pero sí de compartir que, desde mi perspectiva, hay cosas en este país que están escasas de sentido común. En fin, reitero mi admiración hacia ti por haberte dado el tiempo de buscar la "verdad" y compartirla. Excelente semana!

    ResponderEliminar
  8. Alberto Serdán,

    Gracias por el análisis y el ejercicio que hiciste, creo que es algo que todos los mexicanos debemos acostumbrarnos a hacer, sólo así podemos discutir objetivamente que le conviene al país y no dejarnos engañar por el gobierno o los medios afines a él.

    Una vez dicho lo anterior, cometes al menos dos errores en tu análisis:

    1. Que la CFE venda la energía a mayor precio a LyF, que el precio en el que la revende LyF no beneficia a la CFE sino perjudica en sus números a LyF.

    2. En la fórmula de productividad -y que es uno de tus argumentos centrales- NO importa los precios ni los subsidios a la electricidad, si te fijas la fórmula son Watts por Trabajador, en ningún momento se habla de pesos. La fórmula es idéntica para ambas partes y lo que mide es la producción (en Watts) por trabajador. Es decir, lo que se mide es la producción y NO los ingresos generados por la venta, por trabajador.

    Por otro lado, el que la energía eléctrica se les regale a los empleados LyF -parte de su contrato colectivo- así como otros excesos igual conocidos, hacen responsables -en parte a los empleados de la inviabilidad de LyF- si fueran tan celosos con la sustentabilidad de su empresa como lo eran para defender sus prestaciones onerosas, seguramente ahora tendría el apoyo de la gente.

    Saludos y felicidades por el ejercicio.

    Fernando

    ResponderEliminar
  9. Anónimo9:18 p.m.

    Alberto:
    Sobre tu texto, es una pena que no se haya publicado en ningún periódico o revista. Ojalá te podamos leer publicado pronto, pero independientemente de esto, tu texto e investigación es excelente. Muchas gracias por tu luz.

    ResponderEliminar
  10. Anónimo10:26 p.m.

    la luz no se les regalaba a los empleados de luz y fuerza del centro, eso es lo que hace la ignorancia y el creele siempre a los medios, porque dentro de su talones de pago les desconatabn a TODOS una cuota por la luz de TODOS

    ademas las tarifas de la luz las ponia el hobierno ¡no la compañia! y mucho menos sus trabajadores

    el gobierno hacia que la compañia le comprara mucho mas cara la luz a la cfe y hacia que la vendiera mucho mas barata por lo que LOGICAMENTE no habia ganancias y eso es un hecho probado con documentos legales

    ademas es de bien saber que la cfe compra electricidad a empresas privadas por lo que si esto no es un camino hacia la privatizaciòn total no se cual serà

    LOS TRABAJADORES no tenian la culpa de lo que pasaba dentro de la empresa, ellos no la administraban ni tomaban las decisiones asi que tomarsela en contra de ellos fue un hecho absurdo y autoritario

    ResponderEliminar
  11. Excelente trabajo documental. Tienes que explicarlo al aire!!! Saludos...

    ResponderEliminar
  12. Anónimo3:01 a.m.

    Yo no soy del centro de mexico pero e viajado bastante por alla y les puedo comentar algo:

    la gente se roba la luz, las empresas no pagan la luz y los empleados de todos los mandos de cualquier empresa en este caso LyFC son corruptibles...

    ahora si que el que este libre de pecado que lanze la primera piedra... lastima que como diario los mas hipocritas son los que la arrojaron...

    COMO SE ATREVE A DECIR EL GOBIERNO QUE CERRARON A LyFC POR CORRUPCION Y BAJO DESEMPEÑO? ............. DIOS SANTO.

    ¿ACASO NO SE MORDIERON LA LENGUA?

    ResponderEliminar
  13. Ya encarrerados.... hagamos algo con el SNTE por CORRUPCION Y BAJO DESEMPEÑO... y luego el STUNAM... y así.

    ResponderEliminar
  14. Alberto,

    No tengo tantas habilidades como tu para el análisis. ¡Felicidades!

    "Un matemático lee el periódico", es un libro que hara tus delicias. Calderón, al igual que muchos demagogos, juega con las cifras que gracias a los buenos oficios de Elba Esther Gordillo, pasan inadvertidas a los mexicanos (quienes segun la OCDE no son capaces de hacer lo más elemental en matemáticas). La empresa LFC gastaba 40 mil mdp, y sus sindicalizados son 40 mil. ¡Que desperdicio! Queda en el imaginario colectivo, la idea de que a cada empleado, se le daba 1 millón de pesos, 85 mil mensuales, aunque no sea así. Hoy, la Jornada dice que en promedio, los trabajadores del SME ganaban 6 mil pesos. 6,000 x 40 000 = 240 mdp mensuales, x 12 meses = 2,880 mdp en sueldos, menos del 15%. La otra que no entiendo es, ¿qué es un derecho de trabajador y qué un privilegio? ¿En qué momento, un derecho deviene privilegio?

    Sergio

    ResponderEliminar
  15. Anónimo12:40 a.m.

    hola!

    pues mira yo soy orgullosa hija de LyF y tu informacion me ha ayudado a complementar cosas que yo sabia.

    Me parece como siempre me ha parecido sobre todas las tomas de decisiones de nuestro adorable gobierno, que este tipo de acciones, sin previo aviso a trabajadores y sus familias, es una muestra mas de la prostitucion de los bienes con los que contamos como mexicanos.

    A quien se le filtra todo ese dinero? y porque ponen como el absoluto villano al SME? pues dada mi cercania con el caso te puedo decir que el SME ha sido uno de los sindicatos mexicanos mejores perfilados que no han permitido el abuso y mangoneo de los gobiernos que han ido y venido, por lo tanto, un enemigo peligroso a un gobierno acostumbrado a jugar con el dinero de todos de la peor manera posible.

    Con todos estos nuevos desempleados de LyF, que tal se esta hinchando los bolsillos la CFE? me parece que el decir que todo ese dinero que bien se pudo haber empleado en regularizar los puestos "corruptos" en las filas de la LyF y sin embargo su justificacion es que va para los pobres y la educacion, siendo que es a los sectores en donde mas se corta presupuesto.

    Definitivamente esto esta muy turbio y la imagen que le presentan al publico de LyF solo me llena de coraje, pues los medios manipulan la información dandole razon al mejor postor.

    Te felicito plenamente por buscar informacion, pues me duele de verdad ver como gente sin informacion da razon a un gobierno que se dedica a dejar de crear oportunidades para su pueblo, mas gente deberia ser como tu y buscar información clara y concisa y atreverse a exigirle al gobierno, porque "EL GOBIERNO DEBERIA TEMER A SU PUEBLO, NO EL PUEBLO AL GOBIERNO"

    GRACIAS

    Amanda Mireles

    ResponderEliminar
  16. Muchas gracias por sus mensajes. En verdad agradezco su lectura y lamentablemente no cuento con sus correos para enviarles una respuesta personalizada y, por lo tanto, más precisa. Así que daré respuestas telegráficas en el orden cronológico que aparecen, una disculpa.

    macosta5811: ¡Muchas gracias, como siempre, por las flores que echas!

    Anónimo (4:32 AM): Más que defender al sindicato, lo que intento es evaluar la rendición de cuentas del gobierno en este caso. Gracias por las felicitaciones.

    Anónimo (7:48 AM): Concuerdo en que la manera en la cual el gobierno explica las cosas suena más a propaganda (como si estuviera en campaña) y no como un ejercicio real de diagnóstico completo del problema, toma de decisiones basada en evidencias y rendición de cuentas. Muchos actores están interesados en exacerbar odios: es una nueva forma de mantener clientelas (y va por ambos lados).

    Animal Carmona: Coincido en que el sindicato nos debe una explicación en términos de porqué abandonaron por tanto tiempo a los usuarios ofreciendo servicios de mala calidad. Sin embargo, debo precisar que el ejercicio que hice tiene que ver con evaluar la rendición de cuentas del gobierno en una perspectiva de gestión democrática de los conflictos.

    Alexitosr: Tienes razón en que hay corresponsabilidades de los altos funcionarios que no hicieron su trabajo en años anteriores. Lo cual lleva a la reflexión de la necesidad de una verdadera evaluación del desempeño de funcionarios con altos salarios cuya falta de rigor y seriedad en la toma de decisiones (y por lo tanto en sus resultados) no corresponde a las ventajosas condiciones en han laborado durante todo este tiempo.

    @RodrigoBNO: Como señalé en el post, la liquidación de LyFC es una decisión política y socialmente delicada. Una decisión como ésta debe tener la transparencia de su lado. La transparencia es activa: el gobierno voluntariamente (o por mandato legal) pone a disposición de la gente toda la información para que, en este caso, informe y rinda cuentas de sus decisiones. Acudir al IFAI es hacer un ejercicio de acceso a la información, la cual es una actitud pasiva del gobierno: esconde la información hasta que alguien la pide (a veces ni la da o tarda muchas semanas en entregarla, lo digo por experiencia propia). No obstante, en el decreto no “está todo” como dice, está sólo la información que el gobierno quiere usar (como propaganda) para convencer (que no justificar) su decisión. Es un análisis sesgado que no explora todas las posibilidades para entender un fenómeno. Es parcial y, por lo tanto, las decisiones que de allí emanan podrían considerarse arbitrarias. Las decisiones públicas no deben justificarse de forma sesgada, así no funciona la rendición de cuentas, que fue lo que evalué, no la pertinencia económica de la decisión.

    Anónimo (5:01 PM): Muchas gracias por su comentario. El post no pretende evaluar la pertinencia económica de la decisión, sino la rendición de cuentas del gobierno al tomarla (y al dejar de tomarla en los últimos años). No obstante, el sentido común es contundente si vemos las condiciones del contrato colectivo de trabajo y las ineficiencias que se notan cuando padecemos a diario variaciones de voltaje, apagones y cobros, por decir lo menos, caprichosos. Como leí en Twitter, la medida es un buen llamado de atención para que los burócratas sepan que les conviene tratar bien a los ciudadanos, así no los dejaremos solos cuando nos necesiten, como es la postura de mucha gente.

    ResponderEliminar
  17. Tomaso Alba / Fernando: Gracias en particular por su dedicación al analizar mis argumentos. Respecto de su primera observación le comento que es una cuestión de apreciación: alguien paga por ese subsidio eléctrico, sea que la CFE se beneficie ahorrándoselo (como fue mi percepción) o que perjudique a LyFC pagándolo (como es el suyo). Me parece que el resultado no varía. Respecto de la segunda observación, me parece pertinente (generalmente las ventas se expresen en su valor monetario y quizá esa fue mi equivocación); no obstante, me queda la siguiente duda: ¿igual son comparables estos indicadores de la CFE y LyFC cuando en el denominador de la fórmula no se diferencia entre trabajadores dedicados a la distribución de los trabajadores dedicados a la generación de electricidad –siendo que las proporciones para estas actividades son diferentes en ambas empresas (y justo donde la exportación juega un papel importante para ello)? Finalmente, me parece atractiva su apreciación de que “si [los trabajadores] fueran tan celosos con la sustentabilidad de su empresa como lo eran para defender sus prestaciones onerosas, seguramente ahora tendría el apoyo de la gente”. Pero siempre hay dos (o más) versiones en una historia, conviene escucharlas y sopesarlas. No por ello deja usted de tener razón en que debe haber un compromiso real con la eficiencia para entonces exigir.

    Anónimo (9:18 PM) Muchas gracias, ojalá algún medio se anime a invitarme (je) y gracias por la promoción.

    Anónimo (10:26 PM) Su testimonio es muy importante. Afortunadamente he recibido comentarios favorables a mi post y me parece, si no me engaña la vanidad, que su virtud está en ofrecer evidencias y datos. Me parece que los comentarios que usted hace se favorecerían con fotocopias de los talones, ligas a los documentos que señala y a los datos relacionados con la privatización. De esa manera podría convencer a más personas.

    Liliasaul: ¡Pos tú dime “rana” y brinco!

    Anónimo (3:01 AM): Tiene usted razón en el cinismo que se apodera de los actores políticos: es la historia permanente de las pajas ajenas y las vigas propias. En medio, una ciudadanía impotente y, como usted dice, corresponsable.

    To Switch or Not To Switch: Esa es la gran omisión del gobierno y su gran deuda. Tal parcialidad hace dudar de sus intenciones y es lo que hace de este caso uno políticamente delicado.

    Czerjyo: ¡Muchas gracias por la recomendación! Ojalá pronto pueda acceder a ese material y comentarlo. En ese tenor, le comparto que una inspiración para mí fue el libro “Freakonomics” de Stephen Dubner y Steven Levitt que recomiendo ampliamente.

    Amanda: Gracias a tu testimonio hay algo que debemos tener presentes: en las historias siempre hay diferentes versiones y nunca hay villanos absolutos. La saña con la que analistas y voceros gubernamentales se han dirigido al sindicato me parece sospechoso. Un caído de esta batalla es el concepto de “derechos laborales” que mañosamente han confundido con el de “privilegios”. No obstante, una actitud autocrítica debe condenar abusos de dirigentes y líderes sindicales que usan el dinero público en su beneficio.


    Nuevamente muchas gracias por sus comentarios y les dejo mi correo para mantener la comunicación: alserdan@hotmail.com

    ResponderEliminar
  18. Anónimo7:00 p.m.

    Dejemonos de medias verdades y falso llanto, desde el 2000 el pais esta esperando cambios, entre ellos terminar con el sindicalismo tal y como lo conocemos : corrupto y privilegiado comparado a quienes pagamos los recibos de luz, reconozco que tu analisis es certero pero no por ello correcto, ya que intencionalmente evades mencionar que HOY no es 1914 y que el sindicalismo del SME no es el que HOY requiere el pais, basta de chantaje y corruptelas para adquirir beneficios, nuestro pais necesita un sindicalismo eficiente, guiado por etica y honestidad, y enfocado en servir al cliente de las empresas o compañias donde trabajan, dicho de otra forma, hoy los clientes merecemos el servicio y trato que el caduco sindicalismo mexicano no ha brindado en decadas por estar ocupado en obtener dadivas dessproporcionadas a la realidad del pais, ese simple concepto llamado reinvenhtarse, el SME nunca lo entendio, se quedaron estancados en 1914.
    Jose Lugo

    ResponderEliminar

La ventanilla: para el desahogo, las dudas, las reclamaciones y las sugerencias. (Para prevenir spam, todos los comentarios son moderados por EChPm)